Enviat per: mmiguela | gener 15, 2010

Entrevista a James Watson descobridor de l’estructura de l’ADN.

Començarem aquesta unitat amb una entrevista, molt interessant, que el pare d’en Michael va fer a James Watson descobridor, amb Francis Crick, de l’estructura de l’ADN fet pel qual l’any 1962 va rebre el Premi Nobel de Medicina o Fisiologia.

Entrevista a James Watson, descobridor de l’estructura de l’ADN, per Francisco Sànchez, doctor en medicina i escriptor. L’entrevista va ser publicada a la revista Ediciones Mayo.

James Watson i Francis Crick 1953

– Su carrera debe ser una de las más meteóricas en la historia de la Ciencia. A los 15 años entró en la Universidad de Chicago, a los 19 se graduó en Zoología y a los 22 obtuvo el doctorado con una tesis sobre la multiplicación de bacteriófagos bajo los efectos de los rayos-X. Su tutor fue el también premio Nobel, Linus Pauling. A los 25, junto a su colega Francis Crick, descubrió la estructura de la vida. Dígame, ¿qué se siente?

– En realidad yo tenía 24 años y 11 meses cuando descubrimos el ADN … Verá, aquellos eran tiempos de guerra y había demasiadas prisas para que la gente joven se alistase, así que todo se hacía rápidamente con ese único objetivo, así que el mérito no es sólo mío. Afortunadamente la guerra acabó antes de que me graduara. De cualquier forma, la capacidad máxima de aprendizaje de una persona se alcanza entre los 18 y los 21 años. Lo malo es que a esa edad uno carece de experiencia. Yo fui muy afortunado de poder trabajar con gente muy buena que me aportó esa experiencia. De hecho coincidí con la mitad de la gente del mundo que en aquellos momentos estaba trabajando en los genes, así que tuve una formación privilegiada. No sé si hoy estaría aquí si no hubiera sido por los que me rodearon.

– Funciona lo de subirse a los hombros de un gigante ….

– Es indudable. La formación es todo. Yo tuve la suerte de ir a tres buenas Universidades: la de Chicago, la de Indiana y la de Cambdridge. Esta última fue, por supuesto, decisiva. Aquellos que no tienen esta suerte es difícil que a una edad temprana puedan alcanzar éxitos

– Maurice Wilkins tuvo un papel fundamental. Él fue quien le enseñó la primera fotografía sobre el patrón de difracción del ADN. Le atrajo a usted tanto esta foto que, según usted mismo explica en su libro “La doble hélice”, deseó que su hermana Elizabeth intercediera para poder conocerle … ¿Qué es lo que vió en aquella fotografía que tanto le atrajo?

– El comentario que hago en mi libro sobre Elizabeth es puramente anecdótico y no es estrictamente cierto. Digamos que está hecho en un tono jocoso en el que quería dar a entender mis ganas por conocer a Wilkins, pero él no estaba interesado en mi hermana ni en mí en aquél momento, así que acabé trabajando con mi colega Francis Crick. Sí, aquella foto fue realmente crucial para mí. Por primera vez me di cuenta que el ADN tenia una estructura bien definida.

J.Watson amb F.Sánchez

– Uno de los aspectos más chocantes en torno a su descubrimiento fue que los directores del Cavendish Laboratory de la Universidad de Cambridge les impidieron seguir con su investigación porque, según decían, no estaba aportando resultados, pero usted y Crick continuaron en secreto hasta dar con lo que buscaban. ¿Usted cree que creían en su proyecto, que entendían sus implicaciones?

– No es que no estuviéramos teniendo nuestros éxitos. El caso es que,…. digamos, que eran amigos de otras personas que estaban trabajando también con el ADN y es difícil permanecer amigos con los que se pueden convertir en tus competidores (rie). Ellos (Maurice Wilkins y Rosalinf Franklin) hicieron las primeras fotos del ADN mediante rayos-X y sus amigos consideraron que deberían tener la primera oportunidad de utilizarlas, pero no lo hicieron y perdieron 18 meses. Cuando el químico americano Pauling propuso una estructura para el ADN, entonces la amistad pasó a un segundo plano y dejó de ser importante. Lo realmente importante era no perder el norte de lo que tenías entre manos, así que Crick y yo decidimos descubrir la estructura del ADN antes que ellos fuimos muy afortunados de que Pauling cometiera algunos importantes errores.

– El trabajo que publicaron en la revista Nature en 1953 empieza con una de las líneas más humildes para un paso de semejante envergadura. Ustedes escribieron:

“We wish to suggest a structure for the salt of deoxyribose nucleic acid (D.N.A.). This structure has novel features which are of considerable biological interest.”

En aquél momento, ¿eran usted y Crick conscientes de las implicaciones futuras de su descubrimiento: ingeniería genética, terapia génica, clonación, células madre. ¿Se dieron cuenta de que acababan de abrir la caja de Pandora?

– Desde luego. No le quepa ninguna duda que sabíamos lo que teníamos entre manos Sabíamos que habíamos hecho el descubrimiento del siglo. Cuando vimos la estructura sabíamos que estábamos en lo cierto y por supuesto nos dimos cuenta de las posibilidades que encerraba.

– ¿Y el resto de la comunidad científica también se dio cuenta inmediatamente?

Bueno,… verá, si le digo que no se nos pidió ni siquiera dar una conferencia o un simple seminario en Cambdridge creo que se lo digo todo, ¿no? La primera conferencia de relevancia sobre el descubrimiento fue en un simposio en Nueva York meses más tarde. En Inglaterra solo algunas personas se dieron cuenta del alcance de la estructura que Crick y yo descubrimos. En Inglaterra no está bien visto actuar de forma impulsiva, pero en América sí.

– En 1943, el filósofo y físico Edwin Schrödinger ya había sugerido que el secreto de la vida radicaba en los genes y que alguien, algún día, explicaría su naturaleza fisicoquímica. Palabras proféticas

– El libro de Schrödinger “¿Qué es la vida?” fue publicado en Inglaterra en 1944 y en América 18 meses después. Yo lo leí el libro a finales de 1945 principios del 46 y tuvo una gran influencia en mí. Él dijo que la esencia de la vida es la información y era indudable que esa información debía transmitirse. Schrödinger, un físico, pensó en los genes. La vida se entendía entonces a un nivel molecular a través de las leyes de la química. Lo que no sabíamos entonces es que también necesitábamos conocer las leyes de la física.

– Profesor, se dice que el papel de la doctora Rosalind Franklin fue de alguna manera infravalorado por el mundo científico del momento. Recientemente su figura ha vuelto a surgir en medio de una cierta polémica al respecto de la práctica ausencia de reconocimiento a su aportación en el descubrimiento del ADN ¿Puede comentar algo al respecto?

– No, no lo creo, verá, … ella no era bióloga y tampoco estaba interesada en el ADN. Tenía una personalidad difícil, incluso quizás fuera algo más serio que eso, el caso es que no podía interactuar normalmente con la gente que la rodeaba, entre los que se contaba Wilkins, su jefe, y no aceptaba la idea de que el ADN fuera una estructura helicoidal, así que no intentó utilizar el abordaje estructural que apuntó Linus Pauling para crear un modelo.

– ¿Llegó Franklin a crear un modelo?

– No, nunca creó un modelo y eso fue indudablemente su gran error. Si se hubiera concentrado en construir modelos y en escuchar a la gente hubiera dado con la respuesta. Nadie nunca había mirado sus notas, así que no supimos realmente lo que estaba haciendo hasta después de su muerte. Fue al cabo de los años, cuando nos decidimos a revisar sus apuntes, cuando nos dimos cuenta que había cambiado su enfoque y contemplaba la estructura de la doble hélice. Así que se dio cuenta demasiado tarde. Murió trágicamente antes de que se nos concediera el Nobel. Franklin y Wilkins formaban un equipo pero, francamente, el rechazo era mutuo e intenso. Sus personalidades y sus formas de ver las cosas eran diferentes. Francis (Crick) y yo tuvimos suerte en eso y nos compenetramos muy bien. Franklin no era bióloga, como he dicho, ni siquiera era una químico interesada en moléculas, sino una fisicoquímica sin un interés real en bioquímica orgánica, así que para ella el ADN constituía un reto, sí, pero desde el punto de vista de un problema que tiene que ser resuelto. Para mí, desvelar su estructura era desvelar el secreto de la vida. Sinceramente, no creo que estuviera interesada en esta molécula de la misma manera en que yo lo estuve.
Después de que Rosalind fuera operada por segunda vez de cáncer, su condición física se había deteriorado considerablemente. Estaba muriéndose y tuvo que ser acogida en la casa de los Crick, ni siquiera en la de sus propios padres. Francis la conocía mucho mejor que yo y ella nunca mostró ningún rencor hacia Francis respecto a nuestros trabajos. En mi libro hablo de ella antes de que nosotros descubriéramos la estructura. No discutió con nosotros y fue consciente de que hizo un error. Algunos han querido hacer de este episodio un símbolo de la injusticia hacia la mujer en general y hacia Rosalind en particular, en lugar de especificar que fue su propia personalidad la que la privó de llevar a cabo un buen trabajo

– Usted es también responsable de otro hito en la historia de la ciencia: la secuenciación del genoma humano. Muchos fueron escépticos y otros estaban abiertamente en contra.

– La idea de la secuenciación no fue mía, aunque contribuí a ello, es cierto. Digamos que intenté organizarlo desde detrás de la barrera, pero no estuve involucrado desde el punto de vista experimental. Solo intenté animar a la gente a que se incorporara a un proyecto ambicioso en el cual creía y entendí que sería importante utilizar mi reputación en un tema en que, como usted dice, la mayoría de los científicos se oponían.

– ¿La mayoría?

– En efecto. A mí siempre me ha preocupado la enfermedad, esa es mi orientación básica, pero entonces muchos pensaban que los genes no eran necesarios para encontrar la cura a la enfermedad. Por eso, durante la presidencia de Clinton, me dirigí al Congreso de los Estados Unidos para solicitar financiación pública.

– Durante los primeros cuatro años dirigió usted el proyecto

– En efecto. Luego vino una nueva directora del NIH (Nacional Institute of Health) con la que era realmente difícil de trabajar, así que me despidió …

– ¿Cómo, Watson fuera del Proyecto? No entiendo …

– Bueno,… ella era muy brillante (risas), así que supongo que yo no le era de utilidad. Las personas que la conocieron si lo entenderían, pero digamos que era universalmente odiada. Le gustaba demasiado el poder.

– Mala cosa

– Luego llegó a ser directora de la Cruz Roja Americana, donde fue despedida merecidamente (más risas).

– En el prólogo de su libro “La doble hélice” usted dice que la verdad es sencilla y hermosa. Después de todos estos años, ¿sigue usted diciendo lo mismo?

Solo cuando la verdad es sencilla puede decirse que es hermosa. En ciencia la verdad es sencilla. La idea de Darwin es por ejemplo muy sencilla y es, por tanto, hermosa. Algunos físicos hace cincuenta años creían lo mismo,… hoy en día la física es tan complicada que difícilmente se hace bella.

– Profesor Watson, ¿la vida es un milagro o simplemente un rompecabezas?

– No creo que sea un milagro. No sé como empezaría todo, pero creo la vida es la consecuencia de la evolución darwiniana y no creo que haya necesidad de atribuirla a la influencia de un diseñador. La vida evoluciona y como producto de esa evolución han surgido seres excepcionales, como nosotros mismos, o como mismos peces. Toda criatura viviente es excepcional. Pero no por ello, la excepción debe considerarse milagrosa

PERFIL HUMANO

Sobre héroes y genios

Cuando Dalí, del que Watson guarda en su despacho del “Cold Spring Harbor Laboratory” el cuadro que le dedicó a él y a Crick titulado “Hommage à Crick et Watson”, dijo, ya enfermo, aquello de “los genios no debemos morir porque el mundo nos necesita”, no era la voz de su particular locura la que hablaba, sino la de su lucidez. La sociedad avanza gracias a los líderes y a los genios. Los primeros luchan por una verdad pragmática que tienen la necesidad de compartir; van en contra de la corriente y por ello suelen ser rechazados. Solo cuando triunfan se convierten en héroes. Los segundos son visionarios de una verdad que trasciende el plano del aquí y ahora, y por ello no suelen encajar en la realidad que les rodea, y son incomprendidos. Los genios, como Watson, no necesitan triunfar, lo hacen necesariamente.

Pero el temor que abrumó a Dalí en sus últimos días era infundado, porque los genios no mueren, nos dejan la estela imperecedera de su obra que nos alumbra para que podamos seguir avanzando hasta que nuevos genios aparezcan. Watson ha iluminado por dos veces el camino de la Humanidad. La primera luz la arrojó, junto a Crick, a Wilkins y a Franklin, con el descubrimiento del ADN; la segunda con su esfuerzo en el Proyecto Genoma Humano.

En esta su primera estancia en Barcelona lo que más le ha impactado es la arquitectura de Gaudí. No es de extrañar esa atracción. Watson es un apasionado de las estructuras perfectas, de las sinuosidades deoxirribonucleicas del Parque Güell, de las simetrías radiales de las escaleras de caracol de la Sagrada Familia, de las formas helicoidales de la terraza de la Pedrera. Demasiadas conexiones para que pasen desapercibidas.

“Gaudi debió ser un personaje extraordinario, de gran carisma, sin duda alguien avanzado a su época” -me comenta con esa particular forma de mirar y sonreir-

Gaudí moldeó la piedra como si fuera arcilla y creo estructuras sólidas y perfectas. Watson buscó otra estructura, infinitamente más pequeña, pero lo suficientemente sólida y perfecta como para soportar el peso de la pregunta con la que Edwin Shrödinger tituló uno de sus libro “¿Qué es la vida?”. Watson tenía entonces 17 años cuando lo leyó y decidió cargar sobre sus hombros la responsabilidad de encontrar una respuesta. Lo logró, y se convirtió en líder y un poco más tarde en héroe. Pero para ello se rodeó de buenos maestros. Actualmente es el científico vivo que más ha aportado al avance de la Ciencia y el último superviviente de aquella cosecha de noveles de 1962, entre los que destacan, junto a sus compañeros Francis Crick y Maurice Wilkins, John Steinbeck (literatura) y Linnus Pauling, en aquella ocasión premio de la paz (en 1954 ya había conseguido el de química).

La historia se estudia por épocas, pero son los individuos quienes las forjan y las marcan, no solo con la fuerza de sus ideas, sino también por la honestidad y la valentía con que las defienden. Watson dio muestras de ello en la conferencia magistral que pronunció con motivo de su investidura como doctor Honoris Causa por la Universidad Autónoma de Barcelona, acto que tuvo lugar en el aula magna del edificio de la Casa de Convalecencia del Hospital de la Santa Creu i Sant Pau el día 24 de Mayo de 2004. En ella se dirigió a los políticos para que no pongan trabas a la investigación en forma de regulaciones y leyes que solo hecen que interrumpir lo que no se puede frenar y retrasar todo lo bueno que la ciencia puede aportar. Afirmó que la técnica del ADN recombinante es probablemente la más segura jamás desarrollada y que hasta el momento ni una sola fatalidad ni enfermedad ha sido causada por un organismo genéticamente manipulado. Se dirigió también a aquellos que ven en estas técnicas una intromisión en los asuntos divinos e intentó disipar sus miedos argumentando:

“¿Son las células germinales humanas rubicones que los genetistas no deben cruzar? Me niego a aceptar ese razonamiento. Nunca debe anteponerse el miedo a supuestos peligros nunca cuantificados, a hacer algo útil por el bien de la humanidad”


Responses

  1. Eis,
    trobo que l’entrevista és llarga i amb algunes paraules que no se ben bé què volen dir, tot i que penso que el pare den Michael va tenir una gran sort per poder parlar amb una persona tan important. Trobo que les preguntes que li fa també són molt interessants i les respostes que li contesta també.
    Així dons és una bona entrevista.


Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

Categories

%d bloggers like this: